Vandal Random
  1. Vandal Random
  2. Frikadas
  3. Noticias
  4. Análisis: Dragon Ball Super Episodio 106

Análisis: Dragon Ball Super Episodio 106

Un francotirador pone en aprietos al Universo 7.

Esta semana en Dragon Ball Super hemos asistido a un capítulo que si bien ha buscado diferenciarse del resto al plantear una batalla en la que el objetivo era encontrar al enemigo, lo cierto es que ha sabido a poco y no ha sabido generar la tensión suficiente para la situación en la que se han visto inmersos nuestros protagonistas, lo que no quita que el Torneo de Poder siga avanzando y hayan nuevos e inesperados eliminados.

Dragon Ball Super 106

Después de que Goku deje a Mutenroshi descansando para que se recupere del agotamiento de sus tres recientes combates, el episodio comienza con Gohan y Piccolo preparándose para hacer frente al Doctor Rota del Universo 6, aunque antes de que este último pudiese acabar su frase de presentación es sorprendido y noqueado por una ráfaga de Ki proveniente de un lugar desconocido.

Sin perder el tiempo, los dos integrantes del equipo del Universo 7 buscan rápidamente refugio para intentar trazar un plan, momento en el que advierten que estas ráfagas con las que están siendo atacados tienen concentrado todo el Ki en un único punto, por lo que tienen una gran potencia y son muy peligrosas.

Según nos muestran, Prum del Universo 2 es quien está acechándoles y para seguir la localización de sus enemigos utiliza unas extrañas esferas que tiene repartidas por todo el terreno de combate, con las cuales puede hacer que las ráfagas reboten para alcanzar a su objetivo, acertando a Piccolo y arrancándole un brazo en el proceso, a pesar de los esfuerzos que estaban haciendo él y Gohan para moverse entre los escombros para tomar coberturas y evitar los disparos.

Dragon Ball Super 106

Como era de esperar, el namekiano consigue regenerar su extremidad amputada a costa de gastar gran parte de su energía y llega a la conclusión de que deben usar el polvo del escenario para cubrir su rastro. Aquí cabe señalar que ninguno de nuestros héroes puede detectar la posición de Prum porque no pueden sentir su Ki, de modo que se ven obligados a avanzar a ciegas.

Sin embargo, este nuevo rival tiene la capacidad de detectar la temperatura, por lo que antes de que nos demos cuenta vuelven a ser asediados con nuevos disparos, resultando en Piccolo perdiendo sus dos brazos que, evidentemente, vuelve a regenerar. Tras darse cuenta de que usa el calor como guía, Piccolo insta a Gohan a lanzar Ki a diferentes zonas del ring para generar multitud de puntos de calor y despistar al francotirador, algo que nuevamente no da buenos resultados, ya que Prum comienza a lanzar rayos por todas partes para eliminar todas las posibles coberturas y escondites, dejando a nuestros protagonistas atrapados en una peligrosa trampa sin poder hacer nada.

Por suerte para ellos, Goku, Vegeta y Ten Shin Han pasaban cerca de la zona y descubrieron la posición de Prum, aunque al mismo tiempo también se dieron cuenta que en realidad este enemigo lo único que hacía era redireccionar las ráfagas que el auténtico tirador le lanzaba, por lo que deciden dividirse en dos grupos para neutralizar esta amenaza.

De esta forma, Goku y Vegeta van a por Prum y Ten Shin Han a por Harmira, otro de los integrantes del Universo 2. Los primeros descubren que el poder de su enemigo no es otro que el de reflejar ráfagas de Ki, motivo por el que deciden enfrentarse a él lanzándole rocas gigantes, desconcentrando así a su rival quien tiene que dedicarse a esquivar para no ser aplastado.

Mientras tanto, Ten Shin Han ha usado su técnica de multiplicación para dividirse en cuatro y usar sus clones como escudo para avanzar de frente contra Harmira, quien no para de dispararle para derrotarle antes de que se le pueda acercar. Obviamente, ante esta situación, la coordinación y el trabajo en equipo de estos dos enemigos queda anulada, por lo que son incapaces de ayudarse mutuamente.

Finalmente, Ten Shin Han alcanza a Harmira con su último clon y consigue someterlo con un Kikoho. Sin embargo, justo en el momento en el que se dedica a realizar un segundo Kikoho para eliminarlo, Harmira dispara contra el suelo, destrozando el escenario y provocando la caída de Ten Shin Han al abismo. Por suerte, nuestro protagonista consiguió utilizar sus copias para agarrar a su rival y llevárselo consigo, quedando ambos eliminados.

Dragon Ball Super 106

Por otra parte, Prum se queda completamente indefenso ante los dos saiyans al verse sin el apoyo de su compañero, aunque el Dr. Rota vuelve a aparecer y le agarra, preparándose para ejecutar una gran técnica con la que vengarse de quien le noqueó al principio del episodio. O al menos esa era su intención, ya que Vegeta pierde los nervios y envía fuera del ring a ambos con un Galick Ho, finalizando de esta forma el capítulo.

Como veis, hemos estado ante un episodio muy atípico, aunque no ha terminado de brillar en ningún momento, por no hablar del decepcionante papel que ha desempeñado Ten Shin Han en el torneo, por muy clave que haya resultado su intervención en la resolución de esta batalla, ya que esperábamos haber visto algo más de este terrícola, a quien hace tiempo que no vemos combatir en serio en una gran pelea.

Tampoco nos ha parecido muy coherente la incapacidad de Gohan y Piccolo, probablemente dos de los integrantes más inteligentes del equipo del Universo 7, para salir por sí mismos de esta trampa y dar con la clave para acabar con sus enemigos, teniendo finalmente que ser rescatados por sus compañeros.

Dragon Ball Super 106

El próximo capítulo sí que promete ser bastante más interesante, ya que se centrará en el plan de Frost para vengarse del Universo 7, y por lo visto en el adelanto, parece que Mutenroshi volverá a utilizar el Mafuba, una técnica que en su estado actual puede acabar con su vida. ¿Qué ocurrirá? Tendremos que esperar a la semana que viene para descubrirlo.

Más sobre Series

Comentarios: 1
RANDOM
Flecha subir